Bendiciones de Dios para ti hoy # 13

La bendición de Dios para ti hoy es, que es tiempo para alabar. Siempre que establezcas prioridades es bueno tener en cuenta qué quiere Dios. Algo que sí sabemos es que Él quiere nuestra alabanza. La pregunta es: ¿Apartas un tiempo de tu día para pasarlo con Dios? En ese, momento de calma, ¿lo alabas? ¿O tus oraciones están llenas de pedidos, miedos o quejas? Esfuérzate por apartar tiempo para alabar a Dios por quién es Él y por lo que te ha provisto. Enfoca tus pensamientos en alabanza y recuerda su fidelidad hacia ti. Lo más probable es que tu día mejore y descubras que tu actitud también.

La Biblia dice: Cuán bueno, Señor, es darte gracias y entonar, oh Altísimo, Salmos a Tu Nombre; proclamar Tu gran amor por la mañana, y Tu fidelidad por la noche.  Salmos 92:1-2

Anuncios

Bendiciones de Dios para ti hoy #12

La bendición de Dios para ti hoy son muy buenas noticias: no estás flotando a la deriva. Existe un plan para tu vida, aunque en este momento no sepas de qué se trata. Es posible que el plan de Dios no sea igual al tuyo, pero en la medida en que evalúes varias situaciones y establezcas prioridades sobre cómo usar tu tiempo, tu energía y tu dinero, indudablemente tendrás ganas de entrar en contacto con lo que Dios quiere para ti. Es muy reconfortante saber que Él está involucrado en tu vida y que le importa lo que haces y cómo utilizas tu tiempo. No está tratando de ocultarte su plan, pero tendrás que esforzarte un poco para descrubrirlo. La reflexión es, pasa tiempo con Dios pidiéndole orientación y consejo.

La Biblia dice: Porque yo sé muy bien los planes que tengo para ustedes, afirma el Señor, planes de bienestar y no de calamidad, a fin de darles un futuro y una esperanza. Jeremías 29:11

Bendiciones de Dios para ti hoy # 11

La bendición de Dios para ti hoy es una pregunta, que espera la respondas con sinceridad. ¿Has pensado alguna vez en tu vida como una sinfonía? Hay algunos altos y también bajos. Existen momentos perfectos cuando todo parece encajar en su lugar, y otras épocas difíciles en que todo entra en una silenciosa calma. Y en medio de todo esto se encuentra el Director, con la batuta en mano, dirigiendo. Él toma las decisiones. Indica a los músicos cuándo tocar con furia y cuando aminorar y detenerse. Dios es el Director de tu vida. Durante el día cuando se toman la mayoría de las decisiones vitales. Allí está Él guiándote, conduciéndote. Y, por la noche, cuando su dirección tal vez no parezca clara, su cántico te rodea. Empieza hoy a ver tu vida como una sinfonía con muchos movimientos. permite que el Señor…tu Director … te guie por los altos y bajos, los momentos de alegría y los difíciles de pasar. Luego cuando caigan las sombras de la noche escucha con atención el cántico con el que Él te rodea.

La Biblia dice: Esta es la oración al Dios de mi vida: que de día el Señor mande su amor, y de noche su canto me acompañe. Salmo 42:8

Bendiciones de Dios para ti hoy # 10

La bendición de Dios para ti hoy, es que nadie tiene por ti un amor como el suyo. No hay nada como una hermana. La tengas o no, sin duda habrás descubierto a una en el viaje de la vida. Una hermana es alguien que te comprende. Cuando tienes éxito, se alegra; si fracasas, está ahí para ayudarte a recomponerte. Cuando estás en necesidad, no tienes que suplicar su ayuda. Siente tu dolor y quiere ayudarte de cualquier forma posible. A veces te entiende mejor incluso que un progenitor, porque su edad es más cercana a la tuya y ha pasado por algunas de las cosas que tú estás experimentando. Ni siquiera el amor de una hermana se puede comparar con el amor de Cristo. Acércate con valentía al trono de la gracia como hija de Dios. Ora en el nombre de Jesús pidiendo que derrame su gracia y su misericordia en tu vida.

La Biblia dice: Porque no tenemos un sumo sacerdote incapaz de compadecerse de nuestras debilidades, sino uno que ha sido tentado en todo de la misma manera que nosotros, aunque sin pecado. Así que acerquémonos confiadamente al trono de la gracia que nos ayude en el momento que más la necesitemos. Hebreos 4: 15-16

Bendecido y Próspero Año Nuevo 2019

A todos los seguidores de Mujeres de Dios les deseamos un Bendecido y Próspero Año 2019 lleno de mucha salud, grandes bendiciones y mucha prosperidad espiritual, material y física. Va ha empezar un nuevo Año y aquí estamos con la ayuda y bendición del Señor. Es increíble que rápido pasa el tiempo, parece que fuera ayer que empezábamos el año anterior pero aunque nos lamentemos ya su fue. Ahora tenemos por delante un nuevo Año y viene lleno de nuevas oportunidades. Yo quisiera preguntarte ¿Cuál es tu meta, cuáles son tus sueños, que es lo que quieres lograr?, ¿Cuál es tu desafío para este Nuevo Año? Bueno creo que uno de nuestros propósito debe ser acercarnos más al Señor y traer ante Él un corazón humilde y sincero, y hablarles a todos los que más podamos de Jesús. Les deseo a todos un Año 2019 de muchas bendiciones y grandes logros.  

Bendecidas Fiestas

 

Quiero en esta oportunidad desearles a nombre de mi Blog Mujeres de Dios, que pasen todos los seguidores unas Felices Fiestas celebrando al que verdaderamente es el sentido de porqué se celebra Navidad. Y recalco que nos quede bien claro que Navidad no es comida, regalos, y visita a familiares, el verdadero sentido de la Navidad no es algo, es alguien y se llama Jesús, y todo lo demás es agregado por el hombre y el comercio. Deseo que en estas Fiestas le hagas al cumpleañero el regalo que se merece, un Corazón limpio, un Corazón lleno de paz y de perdón y un Corazón con mucho amor y lleves a su Casa de Oración una buena ofrenda de regalo a quien verdaderamente estamos celebrando, acuérdate que no es nuestro cumpleaños es el de Él. Muchas bendiciones y que lo pasen lindo y bendecido les desea Mujeres de Dios y la Lic. Susie

Bendiciones de Dios para ti hoy # 9

La bendición de Dios para ti hoy, es que la fuerza consiste en depender de Él. Afírmate, trabaja duro, progresa, habla más alto y cree en ti misma. Así es como el mundo define la fuerza personal. Pero la Palabra de Dios da una visión paradójica de la fuerza. Descanso, quietud y confianza, palabras que reflejan un estado de dependencia. En esencia, la fuerza consiste en depender de Dios. Llega cuando reconocemos nuestra debilidad y nuestra necesidad de Dios. Cuando nuestro pecado nos abruma, nos arrepentimos y acudimos a él en busca de perdón. Cuando estamos agotados de intentar conseguir su favor, nos detenemos y recordamos que solo tenemos que recibir su gracia. A solas, le oímos hablar y aprendemos a orar. Cuando estemos dispuestos a ser vaciados de nuestro yo, será cuando Él pueda llenarnos con su presencia.

La Biblia dice: Porque así dijo el Señor, el Santo de Israel: En descanso y en reposo seréis salvos; en quietud y en confianza será vuestra fortaleza. Is 30:15