Hoy, Dios quiere que sepas # 54

Hoy, Dios quiere que sepas que Él mide su fuerza en almas. En esta época, la productividad tiene un gran peso en los negocios. Con frecuencia lo tiene en la revisión de rendimiento que determina los ascensos y los aumentos de sueldo. Teniendo esto en mente, a veces puede parecer difícil equilibrar la productividad con las relaciones que mantenemos con otras personas, sobre todo con aquellas con las que trabajamos cada día. Podemos vernos tan envueltas en la tarea que intentamos llevar a cabo que olvidamos que la vida trata de personas, las relaciones que Dios ha puesto a nuestro alrededor. Debemos tener cuidado de centrarnos de tal modo en una tarea que descontemos el valor de los demás. Debemos desconectarnos del trabajo en sí y centrarnos en la persona, y esto significa algunas veces que dejemos lo que estamos haciendo por unos minutos, el tiempo suficiente para escuchar de verdad lo que alguien está diciendo. Nos necesitamos los unos a los otros; como amigos, familia o solo como conocidos de paso, para poder llevar una vida de éxito.

La Biblia dice: Así amó Dios al mundo: dio a su Hijo, su único Hijo. Y esta es la razón: para que no sea nesario destruir a nadie; creyendo en él, cualquiera puede tener una vida completa y eterna. Juan 3:16 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s